01 (800) 400 PORT (7678)  
Acceso a Clientes:   Ingresar

Ingresos por comercio exterior desaceleran su crecimiento

Publicado el 16 de Octubre del 2018 por SERVI PORT

Cifras del Servicio de Administración Tributaria (SAT) muestran que de enero a agosto de este año se obtuvieron 613,762 millones de pesos por los impuestos que se cobran al comercio exterior, lo que representó un crecimiento de 3.71% respecto al mismo periodo del 2017 cuando ingresaron a las arcas del gobierno 591,817 millones de pesos.

Si bien la recaudación en las aduanas sigue presentando incrementos, éstos han desacelerado su crecimiento desde el 2016, cuando en el mismo periodo registró un aumento de 11.94% tras el crecimiento de 77.4% en el 2015, año en que comenzó la modernización del SAT.

A decir de Manuel Toledo, socio de PROACTIVE Tax & Legal México, la desaceleración que presentaron los ingresos por comercio exterior este año se debe a que en el 2017 hubo un par de factores que motivaron la recaudación, como lo fue el decreto de repatriación de capitales, la nueva versión de la factura electrónica, así como la modernización de las aduanas con el programa Hacia la Aduana del Siglo 21.

“Esos elementos le dieron a las aduanas una mayor recaudación; sin embargo, ahora las cosas están más tranquilas debido al cambio de gobierno, ya que se espera ver qué acciones tomará el nuevo presidente. Este año ya no hay eventos extraordinarios, pero la tributación sigue con su ritmo normal”, declaró.

Cabe destacar que en las aduanas del país se cobran gravámenes como el Impuesto al Valor Agregado (IVA); el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS); el Impuesto General de Importación (IGI); los Derechos de Trámite Aduanero (DTA), así como el Impuesto sobre Automóviles Nuevos (ISAN), entre otros.

El SAT informó que, en total, se realizaron 4.5 millones de operaciones que se refieren a la importación mientras que por exportaciones sólo se realizaron en el periodo 1.7 millones de pedimentos aduanales.

Aranceles siguen impulsando al IGI

En agosto de este año, la recaudación derivada del Impuesto General a la Importación (IGI) fue de 6,761 millones de pesos, lo que representó un incremento de 31.5% real respecto a lo recaudado en el mismo mes del 2017.

Lo anterior, explicaron analistas, se debe al efecto de los aranceles que México le impuso a diversos productos estadounidenses.

En mayo, Donald Trump, presidente de Estados Unidos, anunció la imposición de aranceles a las importaciones de aluminio y acero provenientes de México, los cuales ahora tienen una tasa de 10 y 25% respectivamente.

Como respuesta, la Secretaría de Economía impuso a un total de 71 productos estadounidenses aranceles, cuyas tasas van desde 5 hasta 25 por ciento. Estas tarifas, de acuerdo con el gobierno, durarán hasta que Estados Unidos quite los aranceles al acero y aluminio mexicano.

El efecto positivo de estos aranceles empezó a notarse desde el primer mes en que entraron en vigor, cuando la recaudación por importación registró un incremento de 30.9% respecto al mismo mes del año pasado, mientras que en julio su crecimiento fue de 40.8 por ciento.

“Es muy fácil explicar este crecimiento, ya que el número de operaciones sigue siendo el mismo; sin embargo, con los aranceles se deben pagar más impuestos por dichas operaciones, lo que genera un mayor ingreso para el gobierno”, refirió Carlos Cárdenas, especialista fiscal.

Manuel Toledo refiere que con el nuevo acuerdo comercial de México, Estados Unidos y Canadá, lo que se estaría buscando es que tanto nuestro país como el vecino del norte quiten las tarifas arancelarias que impusieron en junio pasado.

“Si se elimina debido al acuerdo trilateral al que llegaron estos países, el efecto que han tenido los aranceles sobre este impuesto se erradicará”, refirió.

Nuevo tratado trilateral

Con la entrada en vigor del Acuerdo de Estados Unidos-México-Canadá (USMCA, por su sigla en inglés), la recaudación que se obtiene por comercio exterior se podría ver impactada e incluso disminuir, refirió James Salazar, analista de CIBanco.

“La recaudación en aduanas puede disminuir porque lo que están pidiendo en este acuerdo es que diferentes productos no estén sujetos a aranceles o que estén con un impuesto menor para que puedan tener una libre transición entre los países”, explicó.

En este sentido, Toledo refirió que si bien el nuevo acuerdo trilateral busca que las mercancías estén sujetas a menos impuestos justo esto podría fomentar el flujo de los bienes y, de esta manera, incrementar las operaciones que se realizan.

“Si bien los impuestos disminuyen, el flujo de mercancías debería aumentar entre estos países y hacer que la recaudación siga con su curso normal, o incluso, incrementarla un poco”, acotó.

De acuerdo con el USMCA, se podrán importar productos de hasta 117 dólares sin tener que pagar el IGI, mientras que antes el tope era de 50 dólares.

Si el paquete pasa dicha cantidad, tendrán que pagar los aranceles correspondientes.

En la parte del IVA, el texto refiere que sólo se pagará si el costo del producto es mayor a los 50 dólares.

Comentarios

No hay comentarios en este momento, ¿por qué no dejas uno?

Deja un comentario

Nombre (Campo obligatorio)
E-Mail (Campo obligatorio, no se mostrara)
Web (Opcional)
Comentarios